Inicio / Opinión / Ikarosu Tōma / ¿Existe un ser superior?

¿Existe un ser superior?

Una de las preguntas que el ser humano se ha hecho desde la antigüedad es: ¿existe un ser superior?

Según la ciencia convencional el hombre ha evolucionado a través de los años desde sus formas más rudimentarias hasta la forma actual que somos, ha cambiado tanto su aspecto físico, costumbres, conocimientos, tecnología, etc.,  como sus pensamientos e ideas.

“Sólo Dios es el verdadero sabio.” – Sócrates

Lo poco que se conoce del hombre primitivo, se basa en los escasos restos arqueológicos que se han encontrado alrededor del mundo, que son utilizados como pruebas en base al análisis de las mismas hechas por los investigadores y especialistas del tema, sin embargo, todas son meras especulaciones.

De los restos más antiguos encontrados pertenecientes al hombre primitivo son piedras talladas, con ciertas figuras semi geométricas y no bien definidos, que demuestran ciertas habilidades y nos dan una cierta idea de lo que eran en aquel tiempo.

Ante estos primeros hallazgos surgen preguntas como: ¿qué fue lo que causó que estos hombres tallaran estas figuras?, está claro que la finalidad de estas marcas en piedras, no tenían nada que ver con la creación de herramientas de cacería, o para afilar una piedra, cortar algo, escribir un mensaje, etc. Por lo que, ¿estamos frente a la primera prueba de ideas plasmadas en algo? ¿estas ideas aparecieron repentinamente en su mente? ¿qué cosa les llevó a grabarlas en piedras?

Pasados los años, el hombre fue evolucionando hasta poblar el planeta, empezando a practicar ciertos rituales de cacería, ceremonias fúnebres, y a plasmar ideas y conocimientos de su entorno en pinturas rupestres de las paredes en las cuevas donde vivían y en los artefactos que utilizaban, siendo estos las pruebas más claras de cómo eran sus vidas.

“Todo el que teme la muerte, es un ateo de corazón.” – Napoléon Bonaparte

Diversas representaciones, ¿casualidad o coincidencia?
Diversas representaciones, ¿casualidad o coincidencia?

Sin embargo, aún practicando la rudimentaria pintura en las cuevas, sus ideas plasmadas en ellas demuestran una abstracción de su entorno muy simple y basada en su vida cotidiana, describiendo en imágenes su vida diaria conformada por actividades como cacería, alimentación, entre otras acciones básicas que realizaban. Pero en ningún momento podemos ver, la idea de un ser superior o entidad a la cual adorasen, creyesen o expresasen alguna idea de divinidad o idea religiosa.

Así tuvieron que pasar otros miles de años (5000 años atrás aproximadamente) hasta la creación de la escritura, para que el ser humano un poco más evolucionado plasmara a través de ella, textos sobre divinidades e ideas religiosas, dichas representaciones con antigüedad de hace unos 6000 años.

“Dios es la evidencia invisible.” – Victor Hugo

Gracias a estos antiguos testimonios, hoy podemos conocer a detalle cómo han ido evolucionando las religiones, cultos, grupos espirituales y sus dioses, lo cual nos indica que la evolución de nuestros pensamientos e ideas cambió drásticamente los últimos 3000 años.

¿Qué fue lo que ocasionó el surgimiento de la idea de dioses? ¿qué influyó al ser humano para creer en alguien superior? ¿los textos sobre ideas y divinidades religiosas son la evolución de las primeras piedras talladas con extraños símbolos? ¿por qué los primeros pueblos se llenaron de todo tipo de historias que hablan sobre fantasmas, dioses, demonios y criaturas fantásticas? ¿que llevó al hombre a llegar a pensar en la vida después de la muerte?

Aureloas en todas las representaciones, ¿casualidad o coincidencia?
Aureloas en todas las representaciones, ¿casualidad o coincidencia?

Diversas teorías intentan explicar el porqué surgieron historias e ideas sobre cosas fantásticas, una de ellas explica que su origen se debe a los fenómenos naturales inexplicables para el hombre de aquella época, que no podían concebir y que como respuesta se lo atribuyeron a una figura invisible con dichos poderes. Sin embargo, es irónico e incluso inexplicable el contraste que podemos observar en algunas culturas antiguas que estaban avanzadas tecnológicamente con conocimientos sobre astronomía y matemáticas para su tiempo y que a la vez tenían creencias de dioses del trueno, sol, luna, etc.

¿Será que realmente estos dioses eran meras representaciones de la naturaleza? ¿existieron estas figuras vistas como dioses realmente?

“El hombre no puede vivir sin arrodillarse. Si rechaza a Dios, se arrodilla ante un ídolo. No hay ateos sino idólatras.” – Fiodor Dostoievski

La verdad es que no lo sabemos con certeza, y el origen de estos dioses y creencias no está totalmente claro, sin embargo, estas creencias fueron adquiriendo mayor peso conforme el hombre evolucionó a pasos agigantados hacia la era pre-moderna, así muchas de las nociones científicas antiguas quedaron arraigadas en nuestro cerebro a través de leyendas y costumbres en los pueblos que fueron pasando de generación en generación y que al final nos dejaron propensos a todo tipo de miedos irracionales.

¿La creencia de un ser superior, es solo producto de nuestra consciencia?
¿La creencia de un ser superior, es solo producto de nuestra consciencia?

Hace miles de años, los malos espíritus, la suerte, los milagros, los hechizos, la magia, las historias de monstruos, gigantes y fantasmas, era tomado como verdad sin ser cuestionado e incluso sancionado por la sociedad de aquellos tiempos.

La noción de la existencia de un ser superior, no es una idea de la era moderna, ni post-moderna, al contrario, es un idea que viene arrastrada desde los inicios del ser humano y sus primeros intentos por tratar de explicar el entorno en el cual vivía. Estas ideas han ido evolucionando a la par de la evolución del hombre y se han adaptado según el contexto del tiempo, a través de diversas representaciones y creencias que están ligadas de manera directa e indirecta a la tecnología, ciencia, sociedad e ideología propia de cada época.

“El único motivo por el que muchos opinan que la existencia de Dios y la esencia del alma son difíciles de percibir, radica en que nunca desvían su mente de los sentidos ni la elevan sobre los mundos corpóreos.” – René Descartes

Es que acaso el ser humano inventó la supuesta existencia de un ser superior, porque no concibe la idea de que, es capaz de crear, construir, hacer hazañas, etc. y siente la necesidad de atribuirle dichos conocimientos y situaciones a una deidad superior.

O acaso la idea de un ser superior surgió por la necesidad del ser humano de no sentirse solo en un planeta, donde es vulnerable a su entorno y vive con miedos de diversa índole.

Superhéroes, fanátismo, mercadotecnia, favoritismo: ¿un reemplazo de nuestros Dioses?
Superhéroes, fanátismo, mercadotecnia, favoritismo: ¿un reemplazo de nuestros Dioses?

Pues, la historia nos ha demostrado que en los últimos años, aún teniendo los mayores avances tecnológicos de nuestra historia, las ideas religiosas aún prevalecen, los principios espirituales, cultos, religiones, sectas, rituales, espíritus, estatuas de dioses en panteones, amuletos, etc., y que hoy en día las ideas religiosas están evolucionando una vez más y comienza ser cuestionado todo como una especie de adaptación al modos de vida moderno, donde gracias a la filosofía, la lógica, la tecnología, la sociedad, la ciencia y la globalización y nuevos descubrimientos, han permitido que el hombre de hoy se cuestione e incluso rechace lo que tenga que ver con religiones, dioses y demonios.

A las nuevas generaciones no les cuesta ni se les cuestiona el pensar y discutir sobre la existencia de algún ser superior, y lo hacen ver como algo sencillo de hacer e irrelevante, pero que a pesar de ese cuestionamiento y nueva ideología, aceptan y creen ciegamente en la suerte, OVNIs, fantasmas, milagros, coincidencias, o los famosos horóscopos, etc., Todo esto suena un poco contradictorio incluso irónico, sin mencionar que la parapsicología está en el auge más alto de toda la historia del hombre, tanto que en algunas universidades prestigiosas del mundo ya es tomada como una disciplina oficial.

“Es absolutamente necesario persuadirse de la existencia de Dios; aunque al propio tiempo no es necesario que sea demostrada.” – Immanuel Kant

Será, que estemos frente al surgimiento de una nueva religión basada en supuestos fenómenos paranormales, OVNIs, fantasmas, horóscopo e incluso el ocultismo,  ¿es que esta tendencia es la nueva formación a nueva creencia y sustitución de un ser superior?, no lo sabemos aún…

Lo que sí sabemos es que todos, ya sean creyentes o no creyentes por igual basamos nuestras vidas diarias en nuestros sentimientos e instintos que son el motor para tomar nuestras decisiones todos los días. Está claro que aún seguimos arrastrando los pensamientos, ideas, creencias e historias y además nos consideremos como la civilización más avanzada tecnológicamente y racionalmente de nuestra historia, sin tomar en cuenta que reflejamos todo eso a través de libros, series y películas basadas en dragones, milagros, super héroes e historias fantásticas de diversa índole que vistas desde un punto realista son mera ciencia ficción, pero que, sin embargo, curiosamente son la tendencia y el favoritismo de la media poblacional actual.

Por Ikarosu Tōma.

Ver También

Yoro, ¿la ciudad donde llueven peces cada año?

La Lluvia de peces de Yoro, departamento que pertenece a Honduras, es, según el folclore, …

Deja un comentario