Inicio / Opinión / Colaboradores / La telaraña de la materialidad

La telaraña de la materialidad

La humanidad ha estado viviendo tranquilamente y cada individuo disfruta de su mundo sin tener la curiosidad de su origen, su presente y su futuro en el universo. Todos platican, caminan, respiran y duermen, pero aún no se dan cuenta. Los días están bombardeados de mensajes y señales, te atrapan en su mayoría, los medios están comprados, ahora te absorben y no dicen la verdad.

Hace falta recordar que uno mismo puede decidir si desea continuar alineado a un mismo punto o desviarse y encontrar otro camino. Como un borrego que se escapa del rebaño y se avienta a la aventura. Ojala todos pudieran darse cuenta que son capaces de suprimir todo tipo de presión sobre su poder de conocimiento, que el mundo no es complejo y que simplemente lo parece porque falta divulgar ese nivel de información.

Los días están bombardeados de mensajes y señales, te atrapan en su mayoría, los medios están comprados, ahora te absorben y no dicen la verdad.
Los días están bombardeados de mensajes y señales, te atrapan en su mayoría, los medios están comprados, ahora te absorben y no dicen la verdad.

Las cosas de la vida no están aisladas, se deben atar cabos, reflexionar, descubrir y aprender siempre nuevas cosas. Ahí tienes frente a ti a la naturaleza de la vida, las respuestas a las preguntas están allí a tu alcance esperándote, no formes parte del efecto del paquidermo en la habitación. Abrir los ojos y comprenderlo, desenchufarse y observar el paraíso. Tú puedes verlo, todos pueden, y al mismo tiempo hablar de esa bella realidad que se esconde detrás de la niebla. No te dejes mover por la corriente, crea tu propio criterio, moldea tu propio credo, no creas todo lo que dicen, todo lo que te imponen. Ridiculiza, oponte, cuestiona todo pero al final debes aceptarla. La verdad existe, la verdad es el camino, la verdad te hará libre.

Piérdete un poco pero nunca pierdas la perspectiva, aléjate un poco para ver mejor y observa lo que hay frente a ti, lo que siempre ha estado. Podrás observar muchas redes, máscaras, estructuras en un mismo plano, a tus espaldas y sin preguntarte están manipulándote, aprovechándose de ti sin que te des cuenta. Pon atención al detalle y comenzarás a ver cuerdas, muelles, alambres, y también hilos por todas partes. Pareciera que nuestros movimientos son autónomos pero la realidad es otra, generalmente interactúas con puras marionetas gobernadas tras el telón o desde un lugar más arriba, por eso su voz es falsa y en ocasiones desconfías, pero te dejas ir.

llá en lo alto, los de traje y corbata, los que dicen ser líderes gobernantes y sus discursos, todo es fingido, pero nadie se quiere dar cuenta.
Allá en lo alto, los de traje y corbata, los que dicen ser líderes gobernantes y sus discursos, todo es fingido, pero nadie se quiere dar cuenta.

Vivimos en un globo conectado con cadenas invisibles pero existentes, estamos camuflados con paredes felices reflejando mentiras y ocultando secretos. Muchos años han pasado por esta transición, nos han dejado mensajes y no terminamos de asimilarlos, seguimos sentados en esa prisión sin barrotes creyendo que somos libres, esclavizados sin grilletes, sin castigos, pero finalmente esclavizados. No nos dejan ver, no nos dejan tocar. Juegan contigo, te regalan oposiciones falsas y ponen frente a tus ojos un caos planeado. Allá en lo alto, los de traje y corbata, los que dicen ser líderes gobernantes y sus discursos, todo es fingido, pero nadie se quiere dar cuenta. El azar no existe, todo esta fríamente calculado y también en la televisión.

¿Te has puesto a pensar si cada día que pasa en tu vida efectivamente eres tú sintiendo, actuando, hablando, viviendo?, quizá no seas tu realmente. La mayoría de los humanos son facetas de otros, los pensamientos de alguien mas, mentes desviadas por la opinión de otros, sus vidas son una imitación y sus pasiones son los testimonios de otras personas.

Ojala todos pudieran darse cuenta que son capaces de suprimir todo tipo de presión sobre su poder de conocimiento, que el mundo no es complejo y que simplemente lo parece porque falta divulgar ese nivel de información.
Ojala todos pudieran darse cuenta que son capaces de suprimir todo tipo de presión sobre su poder de conocimiento…

Falsificadores de tu voluntad por todos lados, desde la niñez, en las escuelas, en las instituciones y servicios públicos, en los medios, en la ciencia, en el gobierno, en tu familia, en tu intelecto desarrollándose. Sientes que nadie te sirve, nadie te ayuda, y solamente tú eres lo que importa. Debemos saber que todo tiene un fin, ya no es necesario seguir el conejo blanco a su madriguera. Estamos atrapados en una película, somos protagonistas de un juego mental y somos fichas, somos una gran burbuja bien definida ascendiendo muy lentamente para salir a la superficie pero nos empujan al fondo, estamos dentro, y ya tenemos rato.

Terroristas al mando moviendo masas, plantando miles de lapidas, la guerra es un pretexto, y junto con el terror, es la vía por donde se controla y avanza el tren del control. Placas metálicas con olor a custodia talladas con tus propias manos para que caigan sobre ti mismo, una ironía. La milicia se prepara para cumplir los deseos del emperador y la unión de sus seguidores. Quítate el código de barras, desconéctate, no dejes que te vigilen, que te limiten, no te dejes engañar, camina sobre las coordenadas y exprímelas.

“Quiero libertad en un mundo material, sentir el amor y sin volverme enamorar, y olvidarme de todo lo que hace sufrir.” – Reptilectric de álbum Reptilectric del grupo Zoé

Escala la pirámide, toca la punta, no te quedes por debajo, las respuestas están en la cima, tapadas un nivel abajo por los administradores de los de primer nivel. Un poco mas de tres docenas de pequeñas pirámides a lo largo de las tres caras. Una pequeña porción de conocimiento al día, a la semana, al mes o al año no sirve de nada, solo manipula tu razonamiento, no te deja transformarlo. Debes enfocar tu mente, trabajar arduamente, sembrar y cosechar. Existen múltiples acontecimientos en las noticias que son condicionados y acondicionados para dar seguimiento a la manipulación, para continuar el juego, y aumentar la ficción. Es por ello que debemos solucionar el problema de reacción. Todos los grandes sistemas empiezan como protectores, pero todos tienen una diagonal invertida que los conlleva a transformarse en destructores, estamos regresando a las formas de regimiento antiguamente utilizadas, la gente se manifiesta y se carga de odio sin saber el significado real de lo que piden a cambio. El poder les da un placebo de poder y tranquiliza las masas terrenales.

El poder les da un placebo de poder y tranquiliza las masas terrenales.
El poder les da un placebo de poder y tranquiliza las masas terrenales.

En esta gran fiesta ocurre un intercambio de máscaras sobre las mismas caras y todo parece un juego, esos gremios que actúan sobre miles de reinos simplemente son utilizados, no son motores, son vehículos que transportan pequeños paquetes de centralización, escritos e inspeccionados en una gran fábrica. Los mercados que parecen bazares donde se subastan las libertades simplemente son formas de explotación. Los canales por donde fluyen algunas diminutas partículas de información, han venido acortándose o bloqueándose totalmente. La gran I, en forma de “e”, la bola de cromo y el androide sobre tu escritorio, absorbiendo tu vida y tratando de guiarte a donde quieren que vayas, moldeando tu futuro. Ellos son los grandes exponentes de la falsificación de esta época usando herramientas capaces de manipular desde lo más simple a lo mas abstracto. Aquél famoso pero triste y recordado asalto al complejo, formado por dos palabras y once letras, fue uno de los pilares principales en la construcción de grandes metrópolis gobernadas, manejadas y adulteradas por los altos mandos del orbe.

No dejes que el miedo contamine tu ente ni tu psique, no entregues tu supremacía a otros pensando que recibirás garantías. Resiste los estados turbios, no te postres, extiende las hélices y emerge, levanta el casco y has algo al respecto. Lucha, alza la voz, hazte presente, se un ejemplo, se un guerrero en esta vida. Di un no al sufragio destinado a la órbita de anillos que te roban tu identidad y te archivan en la gran base de datos sin ni siquiera pedirte permiso. Todo tu historial a su alcance y preferimos continuar con la venda puesta encima, no tenemos tiempo para pensar en eso, nuestro tiempo ya lo tienen comprado.

“Este no es nuestro mundo (…) nosotros no tenemos importancia: esta es la buena noticia..” – Jim Carrey

El nuevo orden a nivel mundial ha estado presente repetitivamente en nuestras vidas acercándose cada vez más a la opresión de la libertad, como alguna vez dijo el gran Maquiavelo, “el fin justifica los medios”, y es verdad en todos los aspectos. En cierta parte es una buena ideología esto de la gran ley, pero la verdad que se ha ido escribiendo es otra, con intereses diferentes y es muy oscura. No te unas a guerras fantasmas que buscan diversos fines que ni siquiera te involucran, pero si te envuelven, contradictoriamente, oponte y busca resolver, existen muchas otras formas de que puedas romper paradigmas, transformar la realidad y liberar tu mente. Solamente a través de ella puedes conectarte, pueden aceptarte, puedes unirte a la batalla y muchas cosas pueden ocurrir, el cambio puede existir en esta gran cápsula.

El nuevo orden a nivel mundial ha estado presente repetitivamente en nuestras vidas acercándose cada vez más a la opresión de la libertad, como alguna vez dijo el gran Maquiavelo, “el fin justifica los medios”, y es verdad en todos los aspectos.
El nuevo orden a nivel mundial ha estado presente repetitivamente en nuestras vidas…

Responde por un momento dentro de ti utilizando la conciencia y el corazón lo siguiente: ¿realmente soy yo quien decide lo que pasa por mi cabeza constantemente?, ¿quién decide lo que realmente creo?, ¿quién decide lo que realmente soy?, pregúntatelo, porque hay tanta gente que programa e hipnotiza al mundo para ser visto de una determinada manera, y al mismo tiempo todos se vean igual. El mundo físico es una ilusión persistente, no existe el afuera, el exterior solo es un campo de frecuencias que se decodifican con realidades holográficas de nuestras propias mentes.

Muchos dichos, frases, o refranes conocidos han estado siendo utilizados erroneamente, por ejemplo “ver para creer”, realmente es “creer para poder llegar a ver”, “pienso, luego existo”, realmente es “proceso, luego existo”, por citar solo algunos. Debemos empezar a codificar la división del mundo en que vivimos, ser valientes y atreverse a sentir, a transformar. La unidad se hará presente y la supervivencia se prolongará. El primer escalón a subir sería conocernos a nosotros mismos, cavar muy profundamente, buscar tesoros, desconectarse de los grandes ordenadores y utilizarlos a ellos.

“La mayoría de los lujos y muchas de las llamadas comodidades de la vida no sólo no son indispensables, sino que resultan un obstáculo evidente para la elevación espiritual de la humanidad.” – Henry D. Thoreau

La red de la materialidad es simple de entender, imagina que eres un ratón buscando la salida en un laberinto mientras recibes descargas eléctricas. El ratón se detendra y dejara de seguir ese camino y retrocederá por miedo. Después de un rato, no haran falta más descargas en el laberinto y la salida nunca sera encontrada. El resultado obtenido por aquellos que quieren mantenerte con los ojos bien cerrados es envolverte en un estado inconscientemente servil, que fluye con gran fuerza, rotacionalmente sobre todos nosotros. Deja de hacer lo que te conviene, lo más fácil, lo que la mayoría sigue y haz lo que marque tu mente y corazón unidos, haz lo correcto ante toda situación.

Compara las consecuencias del cambio sobre los efectos de la permanencia.
Despierta y destruye la telaraña de la materialidad.

Por Truthseeker.

Ver También

¿Existe un ser superior?

Una de las preguntas que el ser humano se ha hecho desde la antigüedad es: …

Deja un comentario